El uso de wearables en pacientes puede ayudar a mejorar su relación con el tratamiento y el médico

×
×
¿Estás seguro que deseas eliminar este contenido de tus favoritos?

26 JUL 2022

El uso de wearables en pacientes puede ayudar a mejorar su relación con el tratamiento

 

Los wearables son dispositivos electrónicos que se utilizan en el cuerpo humano para transmitir o recoger algún tipo de datos. En el sector médico puede utilizarse para monitorizar individuos y ayudar con el diagnóstico, lo que permite a las personas contribuir a su salud y obtener un mayor control de sus vidas. A pesar de que el aplicativo más conocido a día de hoy son los relojes inteligentes, en un futuro próximo se prevé la aplicación potencial de sensores en los dientes, lentes de contacto inteligentes o tatuajes epidérmicos electrónicos, entre otros.
Un estudio realizado por Harjeevan Singh Kang y Mark Exworthy muestra que el uso de wearables ayuda a los pacientes con la autogestión y la toma de decisiones sobre su estado médico. Es por ello que los investigadores consideran interesante la informática de salud participativa (PHI), ya que permite que las personas puedan involucrarse más en los aspectos de su bienestar y atención. Por ejemplo, un reloj inteligente permite tener un mayor control sobre algunos factores como las horas de sueño, la actividad física o la frecuencia cardíaca.
A pesar de los beneficios que presentan estos dispositivos, su precisión preocupa a un segmento de los profesionales sanitarios que puede disuadir su uso, especialmente si no producen datos confiables. Por lo tanto, la supervisión regulatoria debe ser adecuada para garantizar que solo estén en circulación dispositivos precisos y probados.
 
 
Un estudio muestra que el uso de wearables ayuda a los pacientes con la autogestión y la toma de decisiones sobre su estado médico
 
 
Según la revisión sistemática presentada por Harjeevan Singh Kang y Mark Exworthy, Wearing the Future - Wearables to Empower Users to Take Greater Responsibility for Their Health and Care, existen principalmente tres focos relevantes respecto al empoderamiento del paciente.
El primero de ellos está relacionado con los proveedores de atención médica. Según la investigación, tanto los usuarios como los médicos pueden desconfiar de los datos proporcionados por los wearables. Para que ambos perfiles puedan beneficiarse de los atributos de estos dispositivos se debe apostar por un enfoque de apoyo abierto, que anime a los pacientes a compartir los datos con los médicos como información complementaria a sus visitas.
Seguidamente, los autores hacen hincapié en los beneficios que tiene el uso de un wearable para el cambio de comportamiento de los pacientes, ya que puede ayudar a establecer buenos hábitos y pautas saludables. De esta manera, utilizar algún tipo de dispositivo como un reloj inteligente permite a los pacientes asumir una mayor responsabilidad en relación a su bienestar y su cuidado, ya que tienen acceso a datos de manera rápida y sencilla.
Por último, el tercer factor que se destaca en el estudio son las barreras de empleo relacionadas con el uso de los dispositivos. Aunque los pacientes están dispuestos a usar wearables, se calcula que >90% de los participantes suspendieron el uso. Los autores han identificado algunas barreras como el olvido de aplicar, la hospitalización o la pérdida de interés.
El estudio concluye que tecnología de salud portátil puede empoderar a los usuarios y, a su vez, beneficiar a los proveedores y pacientes. Sin embargo, estas ventajas pueden verse limitadas por varios factores. Para maximizar el potencial de integración de los wearables en el sistema médico, el apoyo de los profesionales de la salud es fundamental.
Referencia
OAD-ES-AMG-0001
 

×
Proceso de indentificación vía OWA
Estamos validando tus datos, en las próximas 48h el equipo de OWA (One Key authentication) se pondrá en conctacto contigo para finalizar el proceso de registro.